Amplían la plaza de la ermita de San Sebastián

Amplían la plaza de la ermita de San Sebastián

Este espacio público gana 50 metros cuadrados con la elevación del muro de contención

La plaza de la ermita de San Sebastián de Adra gana terreno. Lugar de encuentro vecinal y escenario de infinitas celebraciones, este espacio público se ampliará en 50 metros cuadrados gracias a la elevación del muro de contención que rodea el templo. Los trabajos se incluyen en la segunda fase de proyecto de remodelación iniciado en este punto neurálgico del casco urbano abderitano.

Aunque se respetará la identidad de la zona, el proyecto busca convertir esta plaza en un entorno «diáfano y polivalente». Con la elevación del muro se cumple un requisito imprescindible para descubrir las piletas de salazón romanas que aún se conservan en el subsuelo de la ermita de San Sebastián «de gran interés cultural» y ampliar la propia plaza. Con una inversión de 70.000 euros, la iniciativa atraviesa la segunda fase. «Consisten en la realización de una cimentación y la elevación del muro de contención sobre el que descansará la futura ampliación de la plaza», ha explicado el concejal de Obras Públicas, Ignacio Jinés. Según ha detallado el edil, se ha realizado una cimentación paralela al muro existente para conservar su estética del actual y aportar «consistencia y seguridad». Esta segunda fase llega después del movimiento de tierras realizado en el pandero existente, «que se encontraba infrautilizado», en una primera fase que estuvo supervisada «en todo momento» por una arqueóloga por los restos arqueológicos que se pudieran encontrar.

Próximos pasos

Concluido el muro, el proyecto continúa con el relleno de tierras para compactarlo. «Seguidamente se procederá a la colocación de la solería y, por último de los bancos circulares proyectados en la plaza, también en hormigón. La actuación será rematada con un vallado acorde con el aspecto de la zona y las labores de embellecimiento precisas», informan desde el Consistorio.

El proyecto, asimismo, tiene en cuenta la accesibilidad a las viviendas y, según subrayan las mismas fuentes, no supondrá cambios sustanciales a nivel de movilidad.

De forma paralela, se desarrollarán los trabajos de excavación y puesta en valor de los restos arqueológicos de las piletas de salazones de origen romano que se musealizarán para sacar a la luz esta parte de la historia milenaria de la ciudad. Su descubrimiento público será un nuevo reclamo turístico para la antigua Abdera. Este proyecto está promovido por el Ayuntamiento de Adra y se ejecutará con personal de los planes Emple@Joven y Emple@30+, cofinanciados en un 80 por ciento por la Unión Europea y un 20 por ciento por la Junta de Andalucía. El Ayuntamiento aporta materiales y equipamiento.

Temas

Adra

Fotos

Vídeos