Presentan un recurso al TSJA para que se imparta griego en el IES Abdera de Adra

Lamentan que una demanda que "todavía tiene una solución de dos minutos" tenga que "terminar dirimiéndose en la administración de justicia"

EFEALMERÍA

Los padres de alumnos del IES Abdera de Adra que no pueden cursar Griego I han presentado hoy un recurso contencioso-administrativo ante el TSJA contra la desestimación de la Consejería de Educación a la petición de impartir cautelarmente la asignatura.

"Hemos agotado hasta el último día de plazo para tratar de encontrar una solución extrajudicial a través del consenso dentro de la vía administrativa, que debería ser lo propio en el seno de una administración educativa, pero lo único que hemos obtenido por respuesta es la más ignominiosa negativa acompañada de la vieja estrategia de hechos consumados", han dicho este miércoles en un comunicado.

Asimismo, los padres han lamentado que una demanda que "todavía tiene una solución de dos minutos" tenga que "terminar dirimiéndose en la administración de justicia".

Han informado de que este martes fue remitida una carta a la Dirección General de Ordenación Educativa, en la que se manifestaba su descontento con la reunión mantenida en el IES Abdera el 29 de diciembre, al entender que no tuvieron la oportunidad exponer las "graves contradicciones" entre las diferentes respuestas denegatorias de la Delegación Territorial de Almería.

Aseguran en este sentido que la Delegación "progresivamente ha ido modificando las argumentaciones" sobre los motivos de la supresión de la materia, "a medida que la parte reclamante las iba rebatiendo".

Sostienen que a pesar de no poder presentar sus razonamientos, progenitores y estudiantes no abandonaron el centro sin proponer una "solución extremadamente sencilla, inmediata y satisfactoria para todos los alumnos de Griego y de Literatura Universal".

Su propuesta fue mover una Tutoría de 2º ESO para que la profesora de Cultura Clásica pueda impartir la materia suprimida.

"No obstante, el mantenimiento de la vía judicial queda supeditado a la reconsideración de la administración educativa respecto a la impartición definitiva de la materia de Griego I", han matizado.

Añaden que esto requeriría que la Dirección General de Ordenación Educativa optara por una solución técnica para "garantizar el derecho de siete menores a estudiar dicha materia troncal, en lugar de adoptar una resolución política que salvaguarde la imagen de tres inspectores de la Delegación Territorial".

"Nunca resultó tan difícil acceder a la formación académica estando a la vez tan accesible", concluyen.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos