Berja, 'incomunicada' entre ramblas

Rambla de Benejí. /M. T.
Rambla de Benejí. / M. T.

El Ayuntamiento exige a la Junta de Andalucía una solución en Benejí y Alcaudique

MARÍA TORRESBERJA

Acceder en coche a Berja por las barriadas de Alcaudique o Benejí en un día de lluvia es, a veces, misión imposible. Así lo denuncia el propio Ayuntamiento en una moción, aprobada por unanimidad en el último pleno, para exigir a la Junta de Andalucía que tome cartas en el asunto y ponga en orden las ramblas. Según se denuncia en el documento, los cortes de tráfico por lluvias torrenciales son cada vez más frecuentes y, no sólo generan inseguridad, sino que obligan a los conductores a ampliar su recorrido para poder entrar o salir de Berja.

Se trata de un «grave problema» y, por lo tanto, de un asunto «urgente». Afecta principalmente a los badenes de la Carretera de Almería a su paso sobre la rambla de Alcaudique (A-358), y de la carretera de Berja-Adra (A-347) junto a iglesia de Benejí. La salida de las ramblas en los días de lluvia intensa preocupa y mucho. «Cuando la rambla de Alcaudique presenta un gran caudal de agua, el cruzar la carretera de Almería a la altura de esa barriada, supone un grave riesgo para todos los usuarios de esa vía, que corren el peligro de que sus coches sean arrastrados por la avenida de agua al intentar cruzar la rambla», explica José Carlos Lupión, portavoz del equipo de Gobierno. «Para ello deben realizar un desvío por la carretera de circunvalación, lo que supone aumentar varios kilómetros su itinerario», añade.

Especialmente «sangrante» es la situación que se repite en la carretera que une Berja con Adra, en la conocida como Rambla de Benejí. Ante la ausencia de una vía alternativa, en construcción desde hace más de un lustro, es necesario desplazarse hasta El Ejido para poder llegar a Berja. «La terminación de esta obra supondría el fin del paso sobre la rambla en Benejí y mejoraría el tráfico en esta importante vía de acceso a la Alpujarra», reconoce el también portavoz del Partido Popular.

La petición «urgente» que solita Berja ha recibido el apoyo unánime de todos los grupos políticos de la Corporación municipal, sin excepción. A la espera de una solución, el concejal virgitano subraya que el Ayuntamiento sí hace sus deberes. «Frente a la inacción de la Junta, el ayuntamiento de Berja está atento constante para reparar los caminos del municipio cada vez que se ven alterados por las lluvias, manifestando así su compromiso con los virgitanos y muy especialmente con los agricultores», apostilla el edil popular.

Una carretera paralizada

Las obras de la futura carretera que enlazará la comarca de la Alpujarra de Almería con la Autovía del Mediterráneo, y con la costa almeriense, siguen paralizadas. A pesar de que la Junta de Andalucía anunció el año pasado que los problemas con la adjudicataria se habían resuelto, el proyecto está bloqueado desde hace más de un lustro. Desde el PP se denuncia la «absoluta dejadez, abandono y marginación» que recibe Berja por parte del Gobierno andaluz «por el simple motivo de estar gobernada por el Partido Popular». Las obras de la circunvalación, la futura variante sur del término municipal, se adjudicaron en el año 2008 y hoy siguen abandonadas. «Cuando en enero de 2017 el presidente del PP Andaluz, Juanma Moreno, visitó nuestra ciudad y denunció la paralización de esta importante obra, los socialistas se lanzaron a la prensa enseguida diciendo que la obra se reanudaría de manera inmediata, pero, una vez más, han vuelvo a mentir, y la carretera sigue parada casi dos años después», ha puesto de manifiesto José Carlos Lupión, concejal del PP en el Ayuntamiento de Berja y portavoz del gobierno de Antonio Torres, alcalde de Berja.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos