El barrio de las 80 Viviendas renueva la plaza que dedica a la patrona de los marineros en Adra

Punto de encuentro de sus vecinos, este espacio público deja atrás su aspecto «obsoleto» y estrena pavimento, mobiliario y una fuente

M.T. ADRA

La plaza Virgen del Carmen, enclavada en el barrio de las 80 Viviendas de Adra, luce hoy un aspecto «espectacular». Así calificó el alcalde, Manuel Cortés, el resultado de una reforma integral que ha cambiado por completo la imagen de este espacio público. La actuación se en marcha en un paquete de obras, valorado en 600.000 euros y diseñado para recuperar el encanto de determinados rincones del término municipal.

Las obras, que han corrido a cargo de las empresas AIMA y Albaida, han dejado atrás el aspecto «obsoleto» de esta plaza, que hoy luce una imagen más moderna. Se han creado zonas ajardinadas, se han habilitado sombra con velarias, se ha instalado nuevo mobiliario urbano y hasta una fuente seca. El representante de la empresa AIMA, Álvaro Guil, explicó los detalles de la actuación en el acto de inauguración: «Partíamos de un mobiliario muy obsoleto, sin unidades arbóreas ni elementos ornamentales atractivos. Ahora nos encontramos ante unas instalaciones totalmente renovadas, modernas y funcionales, que guardan la idiosincrasia de la zona». «Hemos elegido materiales de diseño, con acabados finos pero de gran durabilidad, y zonas ajardinadas equipadas con sistema de riego por goteo que facilita su mantenimiento», concretó.

Todo ello «sin perder su esencia», según subrayó el regidor abderitano, que puso de relieve la importancia de «seguir trabajando» por mejorar todos los barrios. «Modernizamos el barrio al completo, una zona emblemática de Adra que si ya era un punto de referencia, ahora lo es aún más. Seguimos invirtiendo en los barrios y barriadas de Adra, de hecho, ya estamos pensando en seguir actuando en esta zona para mejorarla», anunció.

Colaboración

La inauguración de la plaza se convirtió en una fiestas para sus vecinos, que pudieron disfrutar de la actuación del Mago Pablo, degustar palomitas y aprender en los talleres de globoflexia. A todos ellos, sin excepción, el alcalde pidió colaboración. «Os pedimos colaboración para mantener esta plaza en buenas condiciones, para que todos podamos disfrutar de ella por muchos años. El cuidado de las calles y plazas es cosa de todos y si cada uno de nosotros ponemos de nuestra parte, podemos hacer que Adra esté limpia y cuidada, para el disfrute y orgullo de todos», dijo.

Temas

Adra