La Hermandad de San Marcos de Adra, intervenida y en manos de una gestora

La Hermandad de San Marcos de Adra, intervenida y en manos de una gestora

El Obispado de Almería toma cartas en el asunto ante el posible «descuadre de cuentas» denunciado por un grupo de hermanos

MARÍA TORRESADRA

La Hermandad de San Marcos de Adra se encuentra intervenida por el Obispado de Almería. Tras dos años sin celebrar elecciones y ante un posible «descuadre de cuentas», la máxima institución eclesiástica de la provincia se ha visto obligada a nombrar a una gestora para poner las cosas en orden. Esta comisión, cuya composición también ha levantado ampollas entre algunos hermanos, será la encargada de auditar las facturas, renovar los estatutos y convocar los trámites para nombrar a una nueva junta directiva.

Según ha podido conocer IDEAL, el Obispado decidió intervenir la Hermandad de San Marcos de Adra a finales del pasado mes de junio. Desde entonces, el colectivo se encuentra en manos de una gestora compuesta por dos párrocos y dos miembros fundadores. Está presidida por José María Gómez. Así lo determinó el propio obispo de la Diócesis, Adolfo González, tras intervenir la hermandad. La presidencia recae en una persona de confianza ligada tradicionalmente a la Parroquia de Adra, voluntario de Cáritas y ajeno a la Hermandad. Su nombramiento ha sido muy cuestionado por un grupo de hermanos que, además de haber denunciado el posible desfalco en las cuentas, no comparte la decisión. «Se ha encargado de auditar las cuentas cuando no está especializado en esta labor», critican.

Intervenida la Hermandad de San Marcos, sin junta directiva y con las cuentas bloqueadas, el tiempo apremia. En primer lugar, la comisión gestora debe convocar una asamblea general de hermanos para dar luz verde a unos nuevos estatutos -que se encuentran obsoletos- y, después, convocar unas elecciones que llegan dos años tarde. De esta consulta, que podría celebrarse en el mes de diciembre, surgirá la nueva junta directiva que asumirá las riendas del colectivo durante los próximos tres años.

Sospechas

Las cuentas no cuadran en la Hermandad de San Marcos. Según un grupo de hermanos, que ha manifestado públicamente su descontento y así se lo ha trasladado al Obispado de Almería, las facturas no reflejan la realidad económica del colectivo. «Existen gastos sin justificar», aseguran. La cifra supera los 20.000 euros. Los ingresos que recibe la hermandad, por el contrario, están claros: 12.000 euros por la venta de lotería, 2.700 por mandas o promesas, 3.000 en concepto de subvención municipal y 2.500 por las cuotas de los hermanos. A estas cantidades hay que sumar lo que se ingresa en concepto de publicidad por el libro de las fiestas.

Con todo, el presupuesto anual supera los 20.300 euros. «En los últimos años, no se han realizado adquisiciones, ni compras relevantes e, incluso, la programación de las fiestas se ha quedado vacía, sin traca, ni visitas de escolares en la Casa Hermandad, ni comida para los mayores, etcétera. ¿Dónde está el dinero que se ha ingresado?», se preguntan. Además, denuncian que se no han celebrado asambleas informativas en los últimos tres años.

Las primeras sospechas comenzaron en diciembre de 2018, cuando el tesorero de los últimos cuatro años dimitió de su cargo. Desde entonces, se han mantenido distintas reuniones con el parróco, Antonio Cobo, y con el Obispado sin obtener, hasta la fecha, respuesta alguna a la situación económica de la hermandad abderitana.

Por su parte, el hermano mayor de la Hermandad de San Marcos durante los últimos siete años, Luis Bogas, niega que exista ningún desfalco en las cuentas. «La hermandad no tiene ninguna deuda y los ingresos y los gastos están justificados», garantiza. Aunque está al tanto de las quejas que ha generado su gestión entre algunos hermanos, atribuye la intervención del Obispado a un mero trámite administrativo. «Por motivos personales, no pude convocar elecciones en tiempo y forma y, cuando se han querido convocar, los estatutos estaban caducados», lamenta. Bogas ha avanzado que no repetirá como candidato.

Obispado

El Obispado de Almería ha confirmado a IDEAL que la Hermandad de San Marcos se encuentra intervenida y en manos de una comisión gestora que investiga, no sólo asuntos económicos, sino también la adaptación de los estatutos a la normativa vigente. Los actuales tienen más de dos décadas.

Asimismo, las mismas fuentes han apuntado que la comisión designada cuenta con el beneplácito de la Parroquia de Adra y de la propia Hermandad. «Entre sus miembros hay un especialista en Economía», han asegurado. Analizadas las cuentas del a hermandad abderitana, el Obispado espera que el asunto se resuelva «en breve tiempo» con la convocatoria de elecciones y el nombramiento de una nueva junta directiva.

Fundada en 1989, la Hermandad de San Marcos de Adra cuenta con 160 hermanos aproximadamente. Hace siete años, rozaba los 700.

Temas

Adra