Manuel Cortés. / R. I.

El juez archiva la querella contra el alcalde de Adra, acusado de prevaricación urbanística por Teresa Piqueras

Considera que la licencia de obra concedida a la familia del actual concejal de Deportes se ajusta a la legalidad y contradice la denuncia presentada por la secretaria del PSOE

M. TORRES ADRA

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción nº1 de Berja ha dictado el sobreseimiento y el archivo de la querella judicial presentada contra el alcalde de Adra, Manuel Cortés, por un presunto delito de prevaricación urbanística. Según el auto del juez, la licencia de obra mayor concedida en la barriada de Guainos Bajos a la familia del actual concejal de Deportes, Pedro Peña, se ajustó al ordenamiento jurídico vigente. Contradice, así, la acusación presentada por Teresa Piqueras, secretaria del PSOE de Adra y portavoz del principal grupo de la oposición.

La jueza instructora alude al informe emitido por el Servicio Provincial de Costas para basar su decisión. «El edificio proyectado tiene lugar fuera de la servidumbre de protección, sin que por tanto el informe emitido por la técnico del Ayuntamiento suponga ningún tipo de irregularidad en su actuación y mucho menos que merezca reproche penal», explica en el documento emitido el pasado 7 de octubre. Según sus conclusiones, el alcalde actuó «dentro del cumplimiento de sus funciones» en el otorgamiento de la licencia de obras, que «cumplía con los requisitos favorables para su concesión».

El archivo de la causa libera al regidor abderitano de toda responsabilidad penal y también a la técnico municipal que avaló la concesión de la licencia, acusada también de prevaricación urbanística por Teresa Piqueras. El Ayuntamiento de Adra ha optado por no hacer declaraciones al respecto, de momento, y no descarta tomar acciones legales contra la líder socialista por calumnias.

El informe de Costas, clave

La querella presentada por la también diputada provincial por el Partido Socialista fue admitida a trámite el pasado mes de enero y obligó a Manuel Cortés a acudir al juzgado a declarar, tres meses después, en calidad de investigado. La denunciante acusó al alcalde de otorgar una licencia de obra mayor, en noviembre de 2017, «al margen del ordenamiento jurídico». Piqueras aludió a una parcela de tres viviendas ubicada en la calle Carrerilla de Guainos Bajos, propiedad de la familia del entonces edil de Ciudadanos, Pedro Peña, hoy concejal de Deportes y miembro del equipo de gobierno del regidor del Partido Popular.

Recibida la notificación judicial, el Ayuntamiento ya aseguró entonces que la licencia respetó la zona de servidumbre y el dominio público marítimo terrestre y que así lo constataba el informe emitido por Costas al respecto.

En lo que llevamos de año, el juzgado ha archivado dos querellas presentadas por el PSOE contra el alcalde de Adra. Manuel Cortés fue acusado por el principal grupo de la oposición de negar información, causa que el juez archivó el pasado mes de febrero por considerar que las peticiones formuladas por los ediles socialistas se habían contestado de forma «concreta y detallada». Cortés acudió a los juzgados de Berja a declarar, en calidad de investigado, en noviembre de 2020. Finalmente, se dictó archivo y sobreseimiento de la causa: «Los argumentos usados por la acusación no tienen la suficiente potencia o fuerza para desvirtuar la presunción de inocencia y no existen datos suficientes de carácter incriminatorio para que la causa pueda continuar».

Conocido el fallo, el equipo de gobierno acusó a Piqueras de «usar la justicia» como mero instrumento político, al servicio de su «ambición personal».