Quince jóvenes se forman como monitores de tiempo libre en Adra

Quince jóvenes se forman como monitores de tiempo libre en Adra
  • La formación sigue siendo una importante apuesta en tiempos de crisis donde muchas personas han perdido su empleo y necesitan dar un giro a su experiencia laboral para ampliar el abanico de posibilidades a la hora de buscarse la vida.

La juventud es uno de los sectores que más dificultades encuentra a la hora de acceder al mercado laboral y por ello es importante que amplíen sus conocimientos y experiencias.

Así lo están haciendo los quince alumnos menores de treinta años que están participando en el curso de Monitor de Tiempo Libre Infantil y Juvenil, que se viene desarrollando desde el pasado 22 de junio en el Centro Cultural de Adra.

Esta semana han recibido la visita del alcalde de Adra, Enrique Hernando, acompañado por la concejala de Empleo, Carmen Belén López, y ha señalado que «nuestro objetivo con este tipo de cursos es formar a personas para que luego puedan desarrollar un trabajo. La juventud es cada vez más exigente con el ocio y el tiempo libre y este tipo de cursos persiguen precisamente eso, formar con las mejores condiciones posibles a estas personas de cara a un mejor futuro laboral».

Hernando ha animado a los participantes del curso a «ser valientes» en esta situación tan difícil en el plano laboral, y ha destacado que el futuro «está en el autoempleo y cuando una empresa contrate a alguna persona, lo que busca es que tenga la mayor formación posible, que tenga experiencia y que las personas tengan una valía y con este curso seguro que estarán los alumnos capacitados para poder desarrollar mejor su trabajo».

Este curso, organizado por el Ayuntamiento de Adra, forma parte del Programa 'Motiva' del Servicio Andaluz de Empleo y está subvencionado por el propio SAE a través del Fondo Social Europeo.

El curso comenzó el 22 de junio y finalizará el próximo 28 de septiembre, con un total de 325 horas de duración y se realiza de lunes a viernes de nueve de la mañana a dos de la tarde. Está dirigido a jóvenes menores de 30 años en situación de desempleo y lo están realizando 15 alumnos. Los participantes obtendrán al término del mismo el certificado de profesionalidad.

El objetivo de este curso es el conocimiento del desarrollo infantil y juvenil, ejecución y adquisición de recursos técnicos en equipo y todo lo necesario para la intervención educativa. Durante los tres meses de duración del curso, los alumnos tendrán los contenidos de educación para el tiempo libre y psicología del desarrollo, educación para la salud y el medio ambiente, técnicas y recursos educativos para la intervención, prevención de riesgos laborales, inserción laboral, sensibilización con el medio ambiente e igualdad de género y el fomento y la promoción del trabajo autónomo. Es la base que necesitarán de cara a acceder al mundo laboral.