El Paso de sexto de Primaria a primero de la ESO

El Paso de sexto de Primaria a primero de la ESO
  • La elección del Instituto suele ser una decisión familiar en la que los padres y madres son conscientes de la importancia que ésta va a tener en el futuro de sus hijos e hijas, tanto desde el punto de vista académico como social y personal.

El curso próximo, si todo va bien, entrarán en una nueva etapa: la Educación Secundaria Obligatoria. Ustedes ya sabrán que la nueva etapa tiene cuatro cursos académicos que se comienza normalmente con 12 años y que se termina con 16, y que sus hijos/as comenzarán pronto el primero de sus niveles: 1º de ESO. A continuación, les ofreceremos una guía para preparar este cambio de etapa con solo tres pasos. El primero de ellos y fundamental es la elección del Instituto.

PRIMER PASO: DECIDIR EL INSTITUTO AL QUE IRÁN SUS HIJOS/AS.

Los padres y madres tienen el derecho a elegir el Centro educativo de sus hijos e hijas. Si bien es cierto que tienen un Instituto adscrito en el que tienen una plaza asegurada, eso no significa que deba ser ése el Centro en que sus hijos/as hayan de cursar la nueva etapa. Algunos de los momentos claves para conseguir que su hijo/a estudie en el Centro que desean son: la preinscripción en marzo, la publicación de los admitidos en abril, la matriculación en julio, la publicación de plazas vacantes en septiembre y la matriculación del alumnado que ha conseguido su plaza en septiembre (antes de que comience el curso).

La preinscripción en el mes de marzo.

La preinscripción es un documento en el que Ustedes solicitan la plaza en el Instituto que desean para sus hijos/as. En ella pueden poner todos los Institutos que deseen, pero en orden de preferencia y, a la hora de presentarla, tienen que hacerlo en el primero que han elegido. Con frecuencia, los Institutos, después de reservar las plazas a los Colegios que tiene adscritos, suelen disponer de más plazas para cualquiera de los Colegios que no están adscritos. Por ejemplo, en este curso, al IES Abdera, contará con bastantes plazas para los Colegios no adscritos e incluso más que en cursos anteriores.

La publicación en el mes de abril de los admitidos.

En las dos primeras semanas del mes de abril se publican las listas con los puntos conseguidos por cada familia. Un poco más tarde aparecen las listas provisionales de admitidos con un plazo de alegaciones que se resuelve en los siguientes días. Si el Instituto que ha elegido está adscrito al Colegio, verá que su hijo/a ha obtenido una plaza. Y si procede de un Colegio no adscrito al Instituto,puede suceder que su hijo/a sea admitido/a o que no lo sea. En caso de que no lo haya conseguido aún, no ha de desilusionarse. Todavía queda mucho por delante y les aseguramos que todo cambia desde ese momento hasta el mes de septiembre, mes en que realmente termina el proceso de escolarización. De hecho, en los tres últimos cursos, el alumnado que hemos tenido en nuestro Centro procede de todos los Colegios de la localidad.

La matriculación del 1 al 10 de julio del alumnado admitido.

El alumnado admitido ha de realizar su matrícula entre el día 1 y 10 de julio y, desde el mismo mes de junio suelen estar ya disponibles los sobres de matrícula con sus instrucciones. En esta matriculación han de prestar atención a las opciones que cada Instituto les ofrece. Por ejemplo, en nuestro Centro, tendrán que decidir: la materia optativa que van a cursar (Francés 2º Idioma, Cambios sociales y género, o Tecnología aplicada), Religión o su Alternativa y la participación o no en el Plan de Plurilingüismo. Con respecto a este Plan (también conocido como "Bilingüismo"), han de saber que si su hijo/a ya cursa 6º de Primaria bilingüe tiene una plaza bilingüe asegurada; que es posible abandonar el bilingüismo y que también lo pueden solicitar por primera vez. Pero decidan lo que decidan, tienen que asegurarse de que su hijo/a lo va a poder aprovechar con garantías de éxito puesto que, una vez que se incorpora al bilingüismo, es muy difícil abandonarlo. Una buena opción es consultar al profesorado de Inglés de 6º de Primaria el nivel de idioma que ha dominado su hijo/a, especialmente en la comprensión de lo que oyen. No obstante, sí que tienen que saber que el nivel de idioma con que ha comenzado el alumnado de 1º de ESO en nuestro Centro ha sido excelente. Sigan, por tanto, el criterio de sus Maestros y Maestras de 6º curso.

Las plazas vacantes en el mes de septiembre y la matriculación del alumnado que las consigue en este momento.

Hasta que no se termina la matriculación el 10 de julio no sabemos si todos los alumnos/as admitidos han hecho uso de su plaza o no. En los últimos tres años se han matriculado muchos alumnos/as nuevos en septiembre, al menos, en nuestro Centro.

Ahora que saben que pueden elegir el Instituto, es momento de conocer los cambios a los que nos vamos a enfrentar con la nueva etapa educativa y, por supuesto, lo que se puede empezar a trabajar ya desde casa para que dicho cambio sea un éxito. Empecemos por conocer los cambios que probablemente se producirán.

SEGUNDO PASO: CONOCER LOS CAMBIOS QUE PUEDE TRAER CONSIGO ESTE CAMBIO DE ETAPA.

Estos cambios serán: las asignaturas, el horario, la forma de trabajar en el aula, la evaluación, las aulas y las demás instalaciones, el propio cuerpo e incluso las relaciones sociales. A continuación vamos a comentar cada uno de ellos.

Los cambios en las asignaturas.Las asignaturas de 6º de Educación Primaria van a cambiar en parte: muchas son iguales, algunas se dividen en dos, y aparecen otras nuevas. Las asignaturas que siguen con el mismo nombre son Matemáticas, Lengua Castellana y Literatura, Educación Física, Primera Lengua Extranjera, y Religión o su alternativa. Otras se transforman, como por ejemplo, Conocimiento del Medio natural, social y cultural (que se convierte en Ciencias de la Naturaleza y Ciencias Sociales), o el área de Educación Artística (que se divide en Música y Educación Plástica y Visual). Y a todas ellas se añaden como asignaturas nuevas una materia optativa y en nuestro Centro, un taller de Inglés, Matemáticas y, para algunos alumnos, también de Lengua. Finalmente, tendrán una hora semanal de tutoría para hacer actividades que les ayudarán a ser persona, a convivir y a pensar.

Los cambios en el horario. Ahora mismo, en 6º de Educación Primaria, tienen cinco horas diarias de clase, lo que hace un total de 25 horas semanales. En 1º de ESO, tendrán seis horas diarias y, por tanto, 30 horas semanales. El cambio que notarán será el aumento de una hora diaria de clase y de cinco horas semanales. Pero, éste no es el único cambio: las horas de clase no empezarán y terminarán a la hora a que acostumbran sus hijos e hijas. En el IES Abdera, por ejemplo, las clases empiezan a las 8:15 y terminan a las 14:45, con seis horas de clase y dos recreos (uno de 20 minutos y otro de 10 minutos). Sus hijos/as, como pueden observar, tienen que madrugar un poco más y, por tanto, tienen que cambiar probablemente sus hábitos a la hora de acostarse por las noches. No estaría mal que se fuesen a la cama una hora antes para acostumbrarse cuanto antes a este nuevo ritmo de clases y que, a la mañana siguiente desayunarán de forma completa para abordar esta nueva jornada.

Los cambios en la forma de dar clase. La forma de dar clase en el Instituto no tiene por qué ser muy distinta a la que utilizan actualmente los Maestros y Maestras de 6º. Aunque sí hemos que tener en cuenta que, conforme se va avanzando en los cursos, se exige al alumnado que sea cada vez más capaz de hacer las actividades por si solo, de hacer trabajos cada vez más extensos, de estudiar cada vez más información... Los cambios de dar clase puede ser que no lo noten demasiado sus hijos e hijas porque solemos pedirles que sean tan buen alumno o alumna como se les pide que sean ahora en 6º. Sin embargo, sí que encontrarán cambios importantes en la forma como evaluaremos lo que aprenden. Expliquémoslo.

Los cambios en la forma como se les evaluará.Los boletines que se dan en cada trimestre en 6º tienen calificaciones sin números, es decir, emplean las palabras: sobresaliente, notable, bien, suficiente o insuficiente. En 1º de ESO empleamos ya números comprendidos entre el 1 y el 10. Pero, estos números se corresponden con las calificaciones que ya conocen: 9 y 10 son un sobresaliente, 7 y 8 son un notable, 6 es un bien, 5 es un suficiente, y menos de 5 es un insuficiente. Estas notas las daremos también trimestre a trimestre y, si en alguno de ellos, sus hijos e hijas tienen alguna asignatura suspensa, tendrán que recuperarla como el profesor/a le explique (antes o después de las vacaciones de Navidad y Semana Santa). Y si no lo consiguieran en esos momentos, tienen una oportunidad en junio y otra en septiembre para poder conseguirlo. Finalmente, han de saber que sus hijos e hijas podrán promocionar de 1º a 2º si aprueban todas las asignaturas de 1º o si le quedan sin aprobar como máximo dos asignaturas. No obstante, si pasan a 2º de ESO con una o con dos asignaturas suspensas, tendrán que recuperarlas.

Además de toda esta información, quisiéramos que prestaran especial atención a los criterios de calificación que tiene cada asignatura de 1º de ESO. Los criterios de calificación no son otra cosa que la forma que tendrá el profesor/a de repartir los 10 puntos de la asignatura. En el IES Abdera, estos criterios de calificación incluyen: los exámenes de distinto tipo (escritos, orales, prácticos), las actividades que realizan en clase y en casa, el cuaderno de clase, los trabajos (individuales y grupales), las exposiciones orales y las preguntas en clase (para comprobar que estudian a diario). Todos estos criterios los publicamos en los tablones de anuncios y en nuestra página web www.iesabdera.com, y cada profesor/a los trabaja en las primeras clases del curso. Incluso, algunos de ellos les piden a los alumnos/as que los copien en su cuaderno o en la agenda del Instituto. Más adelante, las familias reciben esta misma información en las jornadas de bienvenida tras la evaluación inicial en el mes de octubre.

Cambios físicos probables. Algunos de los alumnos/as de 6º de Primaria ya han comenzado a experimentar los cambios que trae consigo la pubertad, especialmente en el caso de las niñas. Sin embargo, en otros y otras todavía no se han iniciado. Ante este hecho, lo recomendable es evitar que se comparen con otros y esperar con paciencia a su propio calendario evolutivo. En nuestro Centro, y suponemos que también en el resto de Institutos, hay alumnos y alumnas que comienzan sus cambios físicos incluso cuando están en 2º de ESO.

Y cambios sociales también probables. Finalmente, sus hijos/as van a pasar de ser los alumnos mayores del Colegio a los alumnos menores del Instituto, pero esto no es un problema. En el IES Abdera, por ejemplo, se evita esta sensación invitando a los alumnos/as de 6º de Primaria y a sus Tutores/as a a unas jornadas de convivencia con el alumnado de nuestro Centro. Y, una vez que comienza el curso, se realiza un especial seguimiento de su integración social en clase y en el Instituto a través del Departamento de Orientación con los Tutores/as. Finalmente, es preciso decirles que al Instituto llegan año a año alumnos/as de los distintos Colegios de la localidad y que ello hace imposible mantener a todos con todos. Lo que sí se garantiza es que todo alumno encuentre en su nuevo grupo-clase a compañeros y compañeras que estuvieron en su mismo grupo de 6º. Este hecho suele preocupar a bastantes familias pero han de saber que uno de los objetivos que pretendemos alcanzar con sus hijos e hijas en esta nueva etapa es el de "Fortalecer sus capacidades afectivas en todos los ámbitos de la personalidad y en sus relaciones con los demás [...]" y que una de las competencias básicas que trabajamos desde todas las asignaturas es la competencia social y ciudadana.

La información que hemos presentado sobre los cambios que trae consigo la etapa no es suficiente si no nos preparamos para el cambio. Una forma segura de hacerlo es seguir trabajando desde casa las competencias básicas. Recordemos qué son estas competencias básicas y veamos en qué aspectos de ellas podrían centrarse y cómo hacerlo.

Y TERCER PASO: HACER QUE EL CAMBIO SEA UN ÉXITO, CONTINUANDO EL TRABAJO DE LAS COMPETENCIAS BÁSICAS DESDECASA.

Las competencias básicas son, por así decirlo, grandes capacidades que sus hijos e hijas van a poder aplicar a la vida real, ya sea su vida cotidiana, su vida académica o su futuro personal y socioprofesional. Como saben, están siendo trabajadas desde 1º de Educación Primaria y, por tanto, a los Institutos nos corresponde continuar su trabajo desde el punto en que lo dejarán los Colegios. Precisamente para que esto suceda, el IES Abdera ha establecido un calendario de reuniones de coordinación con los Jefes y Jefas de Estudios de los Colegios de la zona y, a través de éstos, con los Tutores y Tutoras de sus hijos/as. A continuación recordaremos en qué consiste cada competencia básica y les ofreceremos algunos consejos para potenciarlas al máximo desde casa.

La competencia en comunicación lingüística y cómo trabajarla desde casa. La competencia en comunicación lingüística es la capacidad de sus hijos e hijas para comprender y expresarse oralmente y por escrito. Algunos consejos para profundizar en su desarrollo desde casa son: hacer que su hijo/a lea en voz alta hasta asegurarnos de que lo hace de manera rápida, insistirle en que busque primero las palabras que no comprende bien y que las busque en el diccionario (por ejemplo, en la página www.rae.es), pedirle que nos cuente qué ha leído con otras palabras distintas a las que aparecen en los apuntes o en el libro de texto, conseguir incluso que nos lo explique (quien explica a los demás se enseña a sí mismo), e insistirle en que cuando escriba primero piense en cuántas ideas quiere decir y que las ordene antes de empezar a pasarlas al papel o a decirlas.

La competencia en tratamiento de la información y competencia digital y cómo trabajarla desde casa. La competencia en tratamiento de la información y competencia digital es la capacidad saber localizar la información, seleccionarla adecuadamente, trabajarla de forma personal y comunicarla a los demás, y todo ello utilizando también las tecnologías de la información y la comunicación (como por ejemplo, el ordenador y su conexión a Internet). Algunos consejos para hacer que estas habilidades estén muy presentes en sus hijos/as son: echar un vistazo a los apuntes y al libro antes de empezar a hacer las actividades, leer en primer lugar lo más visible (títulos grandes y pequeños, imágenes y gráficos, letra pequeña que explica de qué van esas imágenes o gráficos...), leer ya en profundidad poco a poco (párrafo a párrafo) y preguntarse si lo que se ha leído responde a interrogantes básicos como: ¿Qué es?¿Para qué sirve? ¿Qué características tiene? ¿Cuántos tipos hay?...). Y con respecto al uso del ordenador, otros consejos que les pueden ser de utilidad son: utilizarlo sólo cuando es necesario, observar las páginas visitadas en Internet y, sobre todo, preguntar al profesorado si tienen duda acerca de si es necesario o no para algunas actividades.

La competencia en autonomía e iniciativa personal y cómo trabajarla desde casa. La competencia en autonomía e iniciativa personal es la capacidad para planificar sus actividades, llevarlas a cabo lo que ha planificado con motivación y seguridad.Los consejos que les queremos proporcionar para seguir trabajando esta competencia desde4 casa son: hacer que revisen las actividades que ya han realizado en el cuaderno o en clase antes de decir que una actividad no saben hacerla, ayudarles a pensar cómo podrían intentar resolverla, intentarlo un par de veces por lo menos y estar atentos/as en clase cuando se corrija para terminar de aprender lo que dicha actividad pretendía. Y en el caso de las dificultades que suele tener el nuevo alumnado para organizarse con tanta asignatura de 1º de ESO le aconsejamos que se hagan cuanto antes de la agenda del Instituto (gratuita en nuestro caso para las familias que pertenecen al AMPA del Instituto), que ayuden a sus hijos e hijas a pasar las tareas de la agenda a limpio para desmenuzarlas y decidir en qué orden las podrían hacer para evitar atascarse o cansarse; y que les recuerden que dentro de lo que hay que hacer por la tarde es necesario incluir el estudio de lo que se ha visto en clase, además de lo que hay que ir haciendo o estudiando poco a poco para llegar bien a la fecha de entrega de trabajos o a la fecha de los exámenes.

La competencia en aprender a aprender y cómo trabajarla desde casa. La competencia en aprender a aprender es la capacidad que tendrán sus hijos/as para aprender por su cuenta. Esta capacidad es compleja y se logra de forma progresiva, aunque se puede acelerar con consejos como los siguientes: ayudarles a que seleccionen sólo la información que es fundamental (tal y como le explicamos en la competencia en comunicación lingüística), pedirles la lección pero con otras palabras distintas a las que aparecen en los apuntes o el libro de texto (para asegurarnos de que lo han comprendido), y finalmente pedirles que nos digan la lección con palabras lo más cercanas a las que tienen en dichos apuntes o en el libro de texto (así ganarán poco a poco riqueza en su vocabulario y en sus expresiones).

La competencia en razonamiento matemático y cómo trabajarla desde casa. La competencia en razonamiento matemático es la capacidad para resolver situaciones de la vida cotidiana utilizando los aprendizajes matemáticos. Un consejopara desarrollarla es abordar conjuntamente la resolución de problemas paso a paso. Algunos pasos para ello son: leer bien el enunciado, dibujar la situación que nos plantea, buscar en el cuaderno o en el libro de texto otros problemas similares que nos den pistas de por dónde empezar a resolverlos, planear primero las operaciones que es necesario realizar, hacer una a una esas operaciones recordando para qué servían (a veces nos podemos olvidar de por qué las estamos haciendo en ese momento), e interpretar el resultado correctamente (preguntándonos si el resultado es lógico y si encaja en la situación que habíamos dibujado).

La competencia en conocimiento e interacción con el medio físico y natural, y cómo trabajarla desde casa. La competencia en conocimiento e interacción con el mundo físico y natural es la capacidad para observar lo que se encuentra a nuestro alrededor, comprender por qué sucede y saber cómo cuidarlo y conservarlo. Un consejopara potenciar esta competencia desde casa son: leer comprendiendo (como les aconsejamos en la competencia en comunicación lingüística) y observar si, cuando han leído, no se lo han podido imaginar de forma adecuada. Algunos recursos para observar lo que se está leyendo son: buscar las imágenes que hay en el libro de texto y leer la información que hay cerca de ellas, utilizar el buscador "www.google.es" en su apartado de imágenes, o buscar en "www.youtube.es" (donde tendremos vídeos, muchas veces, más explicativos).

La competencia cultural y artística y cómo trabajarla desde casa. La competencia cultural y artística es la capacidad para disfrutar con todas las formas posibles que toma el arte: música, pintura, literatura, escultura, arquitectura, teatro, danza... y para sentir interés por conocer el origen de todo lo que hoy sabemos.Algunos de los consejos que podemos proporcionarles para ayudar a sus hijos e hijas a sentir inquietud de forma progresiva por lo artístico son: acudir con ellos a exposiciones, cines, teatros, actos culturales promovidos por el Colegio y después por el Instituto... De esta forma estarán dando valor a lo artístico en la mente de sus hijos e hijas. Y para facilitar un hábito lector adecuado en casa antes de llegar al Instituto, un primer paso podría ser contar con un espacio para ello, donde estén cerca libros (aunque sean poco numerosos). El siguiente paso sería que les vieran a Ustedes leer. Sus hijos/as, aunque no lo crean, todavía les imitan. Por tanto, será más fácil que lean si les ven a Ustedes leer. Y no hace falta leer un libro para ofrecer este ejemplo. Una revista también puede bastar como punto de partida. Un tercer paso es leer a medias un libro con sus hijos e hijas. Y un último y definitivo paso es llegar algún día a regalarse libros en casa.

La competencia social y ciudadana y cómo trabajarla desde casa. La competencia social y ciudadana es la capacidad para convivir con los demás con actitudes participativas, democráticas y solidarias. En nuestro Centro, esta competencia se desarrolla desde las distintas asignaturas pero especialmente con los grupos interactivos y con el fomento del trabajo en grupo en clase. Algunos consejos para seguir enseñando a sus hijos e hijas a trabajar en equipo son: que averigüen en primer lugar qué trabajos en equipo tienen que realizar, con quién o con quiénes tienen que hacerlos, dónde, en qué parte del trabajo sus hijos/as tienen una mayor responsabilidad... Además, es conveniente que conversen sobre lo que significa ser un buen compañero/a de trabajo y que animen a conversar con los demás componentes en el caso de que exista alguna dificultad.