Borrar
«Que los Reyes de España te reciban en su casa ha sido muy emocionante»

«Que los Reyes de España te reciban en su casa ha sido muy emocionante»

La arquitecta técnica e ingeniera de Caminos, Canales y Puertos abderitana Elisabet Suárez, condecorada con la Orden al Mérito Civil por la Casa Real, atiende a IDEAL en el camino de regreso a casa

María Torres

Adra

Viernes, 21 de junio 2024, 10:43

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Son las nueve y media de la noche y nos atiende al otro lado del teléfono, desde un taxi, camino de Granada. Regresa de Madrid, de compartir una memorable jornada con los Reyes de España y con 18 personas anónimas más, que -como ella- han sido elegidas por la Casa Real para recibir la condecoración al Mérito Civil por su ejemplaridad. Es miércoles y mañana hay que madrugar. Su móvil es un hervidero de mensajes y llamadas perdidas. Ha sido la única representante andaluza en un acto que ha coincidido con el décimo aniversario del reinado de Felipe VI. Se llama Elisabet Suárez (Adra, 1984), es abderitana e imparte clase en la Universidad de Granada como profesora titular de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería de Edificación.

–¿Cómo definiría la experiencia que acaba de vivir sin pretenderlo ni llegar nunca a imaginarlo?

–Muy emocionante. Estar en el Palacio Real y que nos reciban los Reyes de España en su casa ha sido muy emocionante. Nos han dado un papel muy destacado en toda la celebración y nos han hecho sentir protagonistas.

–¿Ha podido tratar directamente con los Reyes, más allá de la entrega del reconocimiento?

–Sí. Después del almuerzo, todos los invitados hemos tomado un café de forma informal y han estado hablando con nosotros, tanto el rey Felipe como la reina Letizia, la princesa Leonor y la infanta Sofía. Han sido muy cercanos y muy amables. Conocían nuestros curriculums. Incluso nos hemos hecho fotos juntos.

–¿Cuándo tuvo conocimiento de que había sido elegida para recibir la condecoración al Mérito Civil?

–A finales de mayo. Me llamaron de Protocolo de Casa Real para informarme que se me había concedido la medalla al Mérito Civil. Yo no conocía estos reconocimientos. Contesté que no me había presentado a ningún premio. No me lo podía creer. Me explicaron el procedimiento y cómo podría comprobar que no se trataba de una broma.

–¿A quién llamó inmediatamente para contárselo?

– A mi marido. Nos pidieron confidencialidad hasta dos día antes del evento para evitar filtraciones a la prensa. Tuve que mantenerlo en secreto, salvo con mis padres, que tenían que hacerse cargo de nuestra hija para que pudiésemos ir a Madrid al acto organizado.

–19 personas, una por cada comunidad autónoma, han sido galardonadas por desempeñar una labor profesional ejemplar al servicio de la sociedad. ¿Se reconoce usted en los méritos que se le atribuyen?

–En mi caso, se ha premiado mi trabajo a favor de la construcción sostenible. No sé si podría ser ejemplo para alguien, pero intento hacer mi trabajo lo mejor que sé y, en lo personal, ayudar en todo lo que puedo.

– ¿A qué se debe su compromiso con la construcción sostenible?

–Soy arquitecta técnica; ingeniera de caminos, canales y puertos; y socia fundadora de la empresa spinoff IBEROLAM Timber & Technology, que nace para generar soluciones constructivas de madera técnica estructural para una construcción eficiente baja en emisiones de CO2. El sector de la construcción emite el 40 por ciento del C02 y tiene mucho que decir en el cambio climático. Estamos intentando crear materiales más sostenibles, centrados en la madera con baja huella de carbono, y transmitir también a los alumnos que la sostenibilidad no es una opción sino una obligación, si queremos dejar un mundo mejor a las futuras generaciones.

–Lleva casi una década impartiendo clase en la Universidad de Granada y puede presumir de un expediente académico impecable. ¿Cómo se fue forjando su curriculum?

–Estudié, primero, en el colegio público Abdera de Adra y, después, en el instituto de Enseñanza Secundaria Abdera. Siempre se me dieron bien las Matemáticas y la Física, pero hasta pocos días antes de elegir carrera universitaria no lo tuve claro. Primero estudié Arquitectura Técnica y acabé con el mejor expediente de la promoción y luego Ingeniería de Caminos, Canales y Puertos, que también terminé con el quinto mejor expediente. La Universidad de Granada me concedió una beca de iniciación a la investigación, hice un máster y también el doctorado. Finalizada la tesis, empecé a impartir clases en la Universidad y soy profesora titular desde hace unos años.

–Volviendo a la condecoración, ¿ha digerido ya todas las felicitaciones recibidas?

–Han sido muchísimas y aún estoy en ello. Ha sido una sorpresa para todo mi círculo porque no pude decir nada. Algunos me han visto en la televisión recoger la condecoración, como mi hija, que se lo han puesto en el cole en directo. Me han felicitado el rector de la Universidad de Granada, el alcalde de Adra, el Consejo General de la Arquitectura Técnica de España o el director de la Escuela Superior de Ingeniería de la Edificación, entre otros muchos.

–¿Qué significado tiene para usted haber sido condecorada con la Orden al Mérito Civil?

–Lo interpreto como un reconocimiento al trabajo realizado, pero no solo mío, sino de todo un equipo. Así que lo hago extensivo a las personas que trabajan con migo, en especial, al profesor Antolino Gallego por su apoyo.

–¿Cómo se plantea, a partir de ahora, su futuro laboral?

–Quiero seguir con mi vida, exactamente igual, pegada a la docencia y a la investigación como profesora titular de la Universidad de Granada. Mañana (por el jueves) será un día normal. Ahora no tenemos clases, pero hay reuniones, continuamos con los temas de investigación, con los doctorandos y con las tesis universitarias.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios