Juergas Rock. / KAMEO PRODUCCIONES

Unanimidad en la concesión del premio Torre de Adra al festival Juerga's Rock

Gobierno y oposición coinciden también en nombrar a José María Gómez Hijo Adoptivo y en otorgar la Medalla de Adra a Agrupaadra

R. I. ADRA

Juergas Rock se ha ganado a pulso el reconocimiento de la sociedad abderitana en su conjunto. Más de 20.000 personas se concentraron en su última edición y, a pesar de la cancelación del año pasado por la crisis sanitaria, el espíritu 'juerguista' no decae. El Ayuntamiento otorgará el Premio Torre de Adra al festival de música. Equipo de gobierno y oposición también acordaron en el último pleno y por unanimidad otorgar la Medalla de Adra a la cooperativa Agrupaadra y conceder el título de Hijo Adoptivo a José María Gómez Lázaro-Carrasco.

Tras ocho ediciones celebradas en Adra, ya nadie duda de la trascendencia del Juergas Rock. El festival genera más de 300 puestos de trabajo directos y más de 1.000 indirectos. Su impacto económico en la zona supera los 2.000.000 de euros, según los datos aportados por el consistorio abderitano, y el valor turístico y promocional resulta aún «incalculable». «El nombre de la ciudad ya es conocido en todo el país gracias a la contribución del festival», justificaron fuentes municipales para otorgar el reconocimiento.

También a propuesta del equipo de gobierno que preside Manuel Cortés y con apoyo de la oposición, Agrupaadra recibirá la Medalla de Adra. La cooperativa, fundamental en la evolución de la agricultura abderitana, nació en el año 1973 fruto de la unión de 17 pequeñas empresas del sector agrícola. Actualmente se encuentra posicionada en más de 25 países, más de 2.500 agricultores confían en su actividad y son cientos los puestos de trabajo vinculados a esta empresa, «en su mayor parte procedentes de familias abderitanas». Además, Agrupaadra es una empresa comprometida y patrocina diversas iniciativas sociales, culturales, deportivas o cualquier otra índole.

Por útlimo, José María Gómez Lázaro Carrasco será nombrado Hijo Adoptivo de Adra. Esta distinción también partió del equipo de gobierno y contó con el respaldo unánime del conjunto de la corporación municipal. Nacido en Gérgal hace 73 años, es licenciado en Historia, Pedagogía y Magisterio. Comenzó su carrera profesional en Adra con 26 años y desempeñó su labor docente en los centros San Fernando, Pedro de Mena e instituto Virgen del Mar. De este último fue director. Gómez Lázaro, además del cariño y del respeto logrado tras toda una vida de trabajo, es un ejemplo a seguir por su implicación en distintas iniciativas sociales. Desde hace más de 30 años, colabora con Cáritas Adra y, desde 2011, dirige el Banco de Alimentos. Sobran los motivos para premiar la trayectoria profesional y personal de este abderitano de adopción.

El alcalde de Adra puso de relieve, en la última sesión plenaria, la trayectoria de las empresas y personas que están detrás de las distinciones aprobadas: Torre de Adra, Medalla e Hijo Predilecto. Reconocimientos «merecidos», en cualquier caso: «En nombre de esta corporación, traslado las felicitaciones y les animo a continuar en esa línea. Estamos agradecidos por su forma de ser y de comportarse y por su buen hacer».