Alcolea divide en fases las obras en la calle Ermita por seguridad

M. TORRESALCOLEA

El Ayuntamiento de Alcolea ha comenzado las obras en la calle Ermita. Un proyecto complejo, por la longitud de la vía, que se acometerá por tramos para garantizar la seguridad de los vecinos. Con un presupuesto de 10.000 euros, se instalará una barandilla metálica y se adecentará el entorno.

Los trabajos han arrancado en el mes de noviembre «en el tramo más peligroso» de la calle. Según ha informado a IDEAL el Consistorio alcoleano, la actuación contempla instalar una barandilla metálica con pilares de hormigón forrados de piedra natural par no romper la estética del entorno. «Con esta obra se pretende embellecer la zona y proteger a sus usuarios», ha comentado el alcalde, Antonio Ocaña. «Existe un desnivel desprotegido con riesgos de caída por lo que es necesario proteger este lateral por seguridad», ha reconocido.

La remodelación de la calle Ermita es una obra muy demandada por los vecinos que al fin ha encontrado respuesta institucional Con una inversión de 10.000 euros, el Ayuntamiento ha acudido a la convocatoria de Asistencias Económicas que la Diputación Provincial de Almería programa para municipios con una población igual o inferior al millar de habitantes. Una ayuda económica para poder asumir la actuación. «Aunque hay que reconocer que la calle tiene un gran longitud, lo que conlleva que no se pueda realizar en estos momentos al completo y que hayamos decidido comenzar por el tramo más peligroso», ha apuntado.

Ancianos y niños

La calle Ermita es una de las vías públicas más transitadas de Alcolea, principalmente por personas mayores. «En los últimos años, se está utilizando como 'ruta del colesterol', una ruta saludable para salir a pasear y son muchos los vecinos que transitan por ella», ha justificado Ocaña. «Además es muy utilizada por niños y familias ya que sirve de unión entre el centro de Alcolea y la zona infantil de la ermita», ha añadido.

Satisfecho, el máximo representante institucional de Alcolea confía en que las obras se desarrollen a buen ritmo para garantizar la seguridad de los vecinos y se ejecuten dentro del plazo previsto.